52 proyectos en 24 estados para acelerar los avances en la tecnología limpia del hidrógeno, reduciendo costos y apoyando los centros regionales de hidrógeno del DOE y otros despliegues a gran escala

WASHINGTON, D.C. - Como parte de la agenda "Invirtiendo en Estados Unidos" del presidente Biden, el Departamento de Energía de EE. UU. (DOE, por sus siglas en inglés) anunció hoy $750 millones de dólares para 52 proyectos en 24 estados con el fin de reducir drásticamente el coste del hidrógeno limpio y reforzar el liderazgo mundial de Estados Unidos en la creciente industria del hidrógeno limpio. Estos proyectos—financiados por la Ley Bipartidista de Infraestructuras del presidente—ayudarán a avanzar las tecnologías de electrólisis y a mejorar las capacidades de fabricación y reciclaje de sistemas y componentes de hidrógeno limpio, apoyando directamente más de 1,500 nuevos puestos de trabajo. El anuncio de hoy refuerza el enfoque de todo el gobierno de la Administración Biden-Harris para acelerar el despliegue del hidrógeno limpio, tal y como se establece en la Estrategia y Hoja de Ruta Nacional de Hidrógeno Limpio de EE. UU y coordina el Grupo de Trabajo Inter Agencial del Hidrógeno (páginas disponibles en inglés). Se espera que los proyectos permitan que la capacidad de fabricación estadounidense produzca 14 gigavatios de celdas de combustible al año, suficientes para alimentar el 15% de los camiones medianos y de gran potencia que se venden cada año, y 10 gigavatios de electrolizadores al año, suficientes para producir 1.3 millones de toneladas de hidrógeno limpio al año. El avance del hidrógeno limpio de cero o casi cero emisiones es un componente clave del plan del presidente Biden para hacer frente a la crisis climática, crear trabajos bien remunerados en todo el país y reforzar la competitividad industrial y manufacturera de Estados Unidos.

"La Administración Biden-Harris está impulsando una economía de hidrógeno limpio liderada por Estados Unidos que está generando trabajos bien remunerados y de alta calidad y acelerando el renacimiento de la industria manufacturera en comunidades de todo el país", declaró la secretaria de Energía de EE.UU. Jennifer M. Granholm "Los proyectos anunciados hoy—financiados por la agenda 'Invirtiendo en Estados Unidos' del Presidente—impulsarán nuestro progreso y garantizarán que nuestro liderazgo del hidrógeno limpio se sienta en todo el país durante generaciones".

El subsecretario de Energía, David M. Turk, destacará el anuncio hoy en el Macomb Community College de Warren, Michigan. El subsecretario se unirá a los líderes estatales, locales e industriales para destacar cómo la agenda "Invirtiendo en Estados Unidos" del presidente Biden está reforzando el liderazgo mundial de Estados Unidos en las tecnologías de energía limpia del futuro.

"Connecticut es un líder mundial en los sectores de energía limpia e hidrógeno, y las inversiones inteligentes ayudarán a garantizar que siga siéndolo", dijo la representante estadounidense Rosa DeLauro (CT-03), miembro de alto rango del Comité de Asignaciones de la Cámara de Representantes. "Estoy orgullosa de haber ayudado a aprobar la Ley de Empleo e Inversión en Infraestructura, que proporciona estos fondos. Estos fondos apoyarán y crearán empleos bien remunerados en una economía más verde al tiempo que combatirán la crisis climática y reducirán las emisiones".

"Esta inversión creará cientos de empleos bien remunerados, aportará millones de dólares a nuestra economía local y mantendrá a Michigan a la vanguardia de la innovación y la tecnología de energía limpia", dijo la representante estadounidense Debbie Dingell (MI-06). "El hidrógeno es una de las tecnologías más prometedoras en la transición hacia un futuro de energía limpia, y apoyará las industrias que durante mucho tiempo han sido fundamentales para nuestro estado, desde la movilidad hasta la manufactura. Estoy orgullosa de tener a Nel Hydrogen aquí en Plymouth Township y continuaré trabajando para asegurar que Michigan lidere el camino en la lucha contra el cambio climático y trabajar para lograr una economía neta cero".

Junto con los Centros Regionales de Hidrógeno Limpio (H2Hubs, por sus siglas en ingles), los incentivos fiscales de la histórica Ley de Reducción de la Inflación del presidente y la investigación, el desarrollo y la demostración del Programa de Hidrógeno del DOE, estas inversiones ayudarán al DOE a alcanzar su ambicioso objetivo Hydrogen Shot™ de reducir el coste de producción del hidrógeno limpio a 1 dólar por kilogramo (páginas disponibles en inglés).   

Desatando el máximo potencial del hidrógeno limpio

El hidrógeno limpio está llamado a desempeñar un papel vital en la reducción de las emisiones de nuestros sectores más intensivos y contaminantes en energía. Estos sectores incluyen motores económicos clave que son esenciales para la economía moderna estadounidense y la calidad de vida, como el transporte pesado y los procesos industriales y químicos como la siderurgia y la producción de fertilizantes. El hidrógeno limpio también puede apoyar la expansión de la electricidad limpia proporcionando un medio para el almacenamiento de energía de larga duración y ofreciendo flexibilidad y varias fuentes de ingresos para todos los tipos de generación de energía limpia, incluidas las energías renovables, la energía nuclear avanzada y otras tecnologías innovadoras. Al permitir el desarrollo de diversas vías nacionales de energía limpia en varios sectores de la economía, el desarrollo del hidrógeno reforzará la independencia energética de Estados Unidos y acelerará el impulso de la industria manufacturera estadounidense, que ya ha creado más de 800,000 puestos de trabajo en el sector manufacturero desde que el presidente Biden asumió el cargo.

Gestionados por la Oficina de Tecnologías de Hidrógeno y Celdas de Combustible (HFTO, por sus siglas en inglés, página disponible en inglés) del DOE, estos proyectos representan la primera fase de aplicación de dos disposiciones de la Ley Bipartidista de Infraestructuras, que autoriza 1 millón de millones de dólares para actividades de investigación, desarrollo, demostración y despliegue (RDD&D, por sus siglas en inglés) destinadas a reducir el coste del hidrógeno limpio producido por electrólisis y 500 millones de dólares para la investigación, el desarrollo, y la demostración (RD&D, por sus siglas en ingles) de procesos y tecnologías mejorados para la fabricación y reciclaje de sistemas y materiales de hidrógeno limpio.

Los proyectos seleccionados avanzarán las tecnologías limpias del hidrógeno en las siguientes áreas: 

  • Fabricación de electrolizadores de bajo coste y alto rendimiento (8 proyectos, $316 millones de dólares): Los proyectos seleccionados llevarán a cabo RD&D para permitir mayores economías de escala mediante innovaciones en la fabricación, incluyendo procesos de fabricación automatizados; diseño para procesabilidad y escalabilidad; métodos de control de calidad para mantener el rendimiento y la durabilidad de los electrolizadores; cargas minerales críticas reducidas; y diseño para la recuperación y reciclabilidad al final de la vida útil.
  • Componentes de electrolizadores y el desarrollo de la cadena de suministro (10 proyectos, $81 millones de dólares): Los proyectos seleccionados apoyarán las necesidades de fabricación y desarrollo de la cadena de suministro estadounidense de componentes clave de los electrolizadores, como catalizadores, membranas y capas porosas de transporte. 
  • Tecnología avanzada y el desarrollo de componentes (18 proyectos, $72 millones de dólares): Los proyectos seleccionados demostrarán materiales, componentes y diseños novedosos para electrolizadores que cumplan las medidas de rendimiento, vida útil y coste, para permitir reducciones de costes y mitigar los riesgos de la cadena de suministro. Es probable que las reducciones de costes a largo plazo permitidas por estos proyectos de vanguardia desempeñen un papel importante en la realización del objetivo Hydrogen Shot del DOE.  
  • Fabricación avanzada de conjuntos y pilas para celdas de combustible (5 proyectos, $150 millones de dólares): Los proyectos seleccionados apoyarán la fabricación de alto rendimiento de celdas de combustible de bajo costo en los EE.UU. mediante la realización de RD&D que permitirá a diversos equipos de fabricantes y proveedores de celdas de combustible abordar con flexibilidad sus mayores retos de escalamiento y lograr economías de escala.
  • Desarrollo de la cadena de suministro de celdas de combustible (10 proyectos, $82 millones de dólares): Los proyectos seleccionados llevarán a cabo actividades de investigación y desarrollo (R&D, por sus siglas en ingles) para abordar las deficiencias críticas en la cadena de suministro nacional de materiales y componentes para celdas de combustible y desarrollar tecnologías avanzadas que reduzcan o eliminen la necesidad de sustancias perfluoroalquiladas y polifluoroalquiladas (PFAS, por sus siglas en ingles), a menudo denominadas “químicos para siempre” porque no se descomponen en el medio ambiente..
  • Consorcio de recuperación y reciclaje (1 proyecto, $50 millones de dólares): Esta financiación establece un consorcio de la industria, el mundo académico y los laboratorios nacionales para desarrollar enfoques innovadores y prácticos que permitan la recuperación, el reciclaje y la reutilización de materiales y componentes limpios del hidrógeno. Establecerá un modelo en toda la industria para el reciclaje, garantizando la seguridad de la cadena de suministro a largo plazo y la sostenibilidad medioambiental. 

Obtenga más información sobre los proyectos seleccionados para las negociaciones de adjudicación aquí.

Construyendo una industria del hidrógeno limpio liderada por Estados Unidos

Estas inversiones -que ascienden a un total de $1.6 mil millones de dólares en total (incluyendo la repartición de costos entre los beneficiarios)- producirán directamente un estimado de 1,500 nuevos trabajos, junto con miles de empleos adicionales generados indirectamente a través de la actividad económica resultante. Al apoyar la expansión de la capacidad nacional de fabricación de celdas de combustible a 14 gigavatios (GW, por sus siglas en inglés) por año, estos proyectos ayudarán a permitir la producción de suficientes celdas de combustible para alimentar 50,000 camiones medianos y de gran potencia, cerca del 15 por ciento de las ventas anuales. Del mismo modo, al apoyar la fabricación nacional de electrolizadores, se espera que estos proyectos permitan la producción de hasta 10 GW de electrolizadores al año, lo que equivale a añadir 1.3 millones de toneladas métricas a nuestra capacidad anual de producción de hidrógeno limpio. Se trata de un crecimiento de la producción suficiente, en sólo un año, para proporcionar un suministro anual de combustible limpio libre de emisiones para hasta 170,000 camiones de largo recorrido. Además, al impulsar la reducción de costes de los electrolizadores y las celdas de combustible, estos proyectos mejorarán los argumentos comerciales para el uso de hidrógeno limpio en el transporte pesado, las aplicaciones industriales y como medio de almacenamiento de energía, donde puede ayudar a mitigar el impacto de las fluctuaciones de la oferta y la demanda y reducir la presión sobre la red eléctrica.

Los proyectos anunciados hoy también apoyarán la viabilidad a largo plazo de los Centros Regionales de Hidrógeno Limpio (página disponible en inglés) del DOE y otros despliegues emergentes a escala comercial, ayudando a resolver las barreras técnicas subyacentes a la reducción de costes que no pueden superarse sólo con la escala. Con estas y otras fuertes inversiones en tecnologías emergentes del hidrógeno, la Administración Biden-Harris está asegurando el liderazgo mundial de Estados Unidos en la industria del hidrógeno limpio para las próximas décadas, garantizando que las empresas estadounidenses tendrán acceso a las mejores tecnologías, las de menor coste y las de mayor rendimiento. Alcanzar los objetivos de reducción de costes abrirá nuevos mercados para el hidrógeno limpio, creando más puestos de trabajo en energías limpias, reduciendo las emisiones de gases de efecto invernadero y la contaminación atmosférica nociva en varios sectores de la economía, y reforzando la competitividad a largo plazo de Estados Unidos en el mercado mundial de las energías limpias.

La Administración Biden-Harris se ha comprometido a garantizar que los beneficios de la transición hacia una energía limpia lleguen a las comunidades desfavorecidas. Como parte de la Iniciativa Justice40 del presidente Biden, se prevé que los proyectos anunciados hoy apoyen el desarrollo de la mano de obra, la equidad energética y las iniciativas de diversidad, equidad, inclusión y accesibilidad en las comunidades desfavorecidas. Los más de $35 millones de dólares de financiación ayudarán a los equipos de los proyectos a desarrollar y aplicar planes de beneficios comunitarios, entre los que se incluyen: el apoyo a nueve programas vocacionales de certificación profesional para apoyar la formación en automatización y fabricación; la alianza con nueve instituciones al servicio de las minorías como subreceptores en trabajos de RD&D  y análisis; y el compromiso con más de 40 socios comunitarios para facilitar actividades centradas en la comunidad, como consejos consultivos comunitarios, mejoras en el transporte local y análisis del impacto local. Además, al reducir los costes y ayudar a acelerar la adopción del hidrógeno limpio, estos proyectos pretenden reducir en última instancia las emisiones nocivas, lo que será especialmente beneficioso para las comunidades desfavorecidas que están sobrecargadas por la contaminación.

La selección para las negociaciones de adjudicación no es un compromiso por parte del DOE para conceder un premio o proporcionar financiación. Antes de conceder la financiación, el DOE y los solicitantes se someterán a un proceso de negociación, y el DOE podrá cancelar las negociaciones y rescindir la selección por cualquier motivo durante ese tiempo.

Obtenga más información sobre estas selecciones, la HFTO, la Estrategia Nacional de Hidrógeno Limpio y la Hoja de Ruta de EE.UU., y sobre cómo el Programa de Hidrógeno del DOE y el Grupo de Trabajo Inter Agencial de Hidrógeno están apoyando la estrategia de todo el gobierno de la Administración Biden-Harris para hacer frente a la crisis climática y ofrecer un futuro energético limpio y equitativo para todos (páginas disponibles en inglés).

###